¡BIENVENIDOS!

Encontré en el Liderazgo Auténtico, una forma de crecer personal, espiritual y profesionalmente, que quiero compartir con todos ustedes.
Muchísimas gracias por formar parte de esta comunidad!
Namaste

PARA RECIBIR ACTUALIZACIONES AL BLOG O COMUNICARSE CONMIGO, pueden escribirme a ingridtoppelberg@gmail.com

martes, 18 de marzo de 2008

Peter Senge y el Pensamiento Sistémico

El 17 de octubre de 1994 Brian Dumaine de la revista Fortune, llamó a Peter M. Senge: "SR. ORGANIZACIONES DE APRENDIZAJE" ¿Por qué es que en un ámbito con tantos distinguidos contribuyentes, Peter Senge fue denominado El "campeón intelectual y espiritual"? . Probablemente sea porque Senge inyectó en este campo un original y poderoso paradigma llamado "pensamiento sistémico", un paradigma basado en la primacía de un todo -la Antítesis de la tradicional evolución del concepto de aprendizaje en las culturas occidentales.

La humanidad ha logrado conquistar con el tiempo el mundo físico y el desarrollo de los conocimientos científicos mediante la adopción de un método de análisis para entender los problemas. Este método científico implica desarmar un problema en partes, para estudiar cada una por separado, y luego extraer conclusiones sobre el conjunto. Según Senge, este tipo de pensamiento lineal y mecanicista se vuelve cada vez más ineficaz para hacer frente a los problemas modernos. Esto se debe a que, hoy en día, las cuestiones más importantes están relacionadas entre sí en formas que desafían la ley de la causalidad lineal.
La causalidad circular, donde una variable es a la vez causa y efecto de otra, se ha convertido en la norma, no la excepción. Las fuerzas exógenas puras son raras. Por ejemplo, el estado de la economía afecta el desempleo, que a su vez afecta a la economía. El mundo está cada vez más interconectado, y a retroalimentación endógena ahora domina el comportamiento de las variables importantes en nuestro sistema social y económico.

La supremacía del todo
David Bohm compara el intento de comprender la totalidad juntando las piezas con ensamblar los fragmentos de un espejo destrozado. Simplemente no es posible. Fred Kofman y Senge añaden:
“La característica que define a un sistema es que no puede ser entendida como una función de sus componentes aislados. En primer lugar, el comportamiento del sistema no depende de lo que cada parte está haciendo, sino de la manera en que cada parte se relaciona con el resto... En segundo lugar, para entender un sistema necesitamos entender cómo encaja en el sistema más amplio de la cual es la parte... En tercer lugar, y más importante, lo que llamamos partes no tienen por qué ser tomadas como componentes. De hecho, cómo deberían definirse las partes es fundamentalmente una cuestión de perspectiva y propósito, no intrínseca en la naturaleza de la 'cosa real' que estamos viendo.”

Según Senge, la fragmentación ha obligado a la gente a concentrarse en fotografías para distinguir patrones de conducta con el fin de explicar los fenómenos pasados o predecir el comportamiento futuro. Este es esencialmente el tratamiento utilizado en el análisis estadístico y econometríco, al tratar de descifrar las pautas de relación y comportamiento. Sin embargo, esta no es la forma en que el mundo funciona de verdad: los acontecimientos no dictan el comportamiento, en cambio, son el producto de la conducta. ¿Qué provoca el comportamiento de las interacciones entre los elementos del sistema? En forma diagramática:

Sistemas (patrones de las relaciones) ---> patrones de comportamiento ---> eventos (fotografías)

Una vez que el comportamiento de un sistema se entiende como una función de la estructura y de las relaciones entre las partes del mismo, el sistema puede ser modificado artificialmente y, a través de la simulación, podemos observar los cambios introducidos en el comportamiento deseado. Por lo tanto, los sistemas de pensamiento, junto con sus modelos, constituye un instrumento de aprendizaje generativo y no reactivo.

Así, según Senge: "El aprendizaje generativo no se puede sostener en una organización si el pensamiento de la gente está dominado por acontecimientos a corto plazo. Si nos centramos en los acontecimientos, lo mejor que puede hacer es predecir un evento antes de que suceda, para que podamos reaccionar de manera óptima. Pero no podemos aprender a crear.

1 comentario:

haguayo.mag362 dijo...

Interesante, creo que lo más importante es que debemos entrenarnos para poder pensar de forma estratégica y sistemas. No lineal, manejando poca información, buscando las conexiones fuertes entre las parte del todo y deshechando las débiles o no relevantes. El pensamiento sistémico empieza en nosotros.

http://historiasextranas.bligoo.com/

Free counter and web stats